El suelo de madera para terraza no solo ofrece una buena estética, sino que también cuenta con diversas propiedades para soportar condiciones climatológicas poco favorables, desde la lluvia y la humedad, hasta el calor o la incidencia de los rayos solares. 

 

En Molduras, como expertos en revestimientos de madera, te contamos cuáles son las ventajas de las tarimas de madera para exterior y los tratamientos más habituales que reciben con el fin de mejorar sus características. 

 

Tratamientos de la madera para exterior 

 

Existen especies de madera como el cedro o el iroko que, por sus características, reúnen las cualidades necesarias para su uso en exterior (resistencia, durabilidad…). Así como otras especies con el tratamiento adecuado.

 

Actualmente hay diversas soluciones para conseguirlo entre las que se encuentran el tratamiento de clase de uso 4 en autoclave y la madera termotratada, dos de las más usadas por su alta efectividad. 

 

Autoclave

 

Al estar al aire libre, el suelo de madera para exterior se degrada. Además, puede ser atacada por hongos o por insectos xilófagos. Para evitarlo, el tratamiento de exteriores en autoclave es uno de los recursos más habituales y efectivos

 

Consiste en un vacío inicial, donde se expulsa todo el aire del interior de la madera. Después se le aplica sales de cobre para protegerla y, finalmente, se le hace un vacío que elimina el producto sobrante. Posteriormente se deja secar al aire.

 

¿Y qué se consigue? Es más resistente a hongos e insectos, los gastos de mantenimiento disminuyen, mejora su comportamiento frente a condiciones ambientales poco favorables y aumenta su estabilidad, es decir, se reducen las tensiones internas. 

 

En cuanto al acabado, es habitual que adquiera un tono verdoso, se utilizan lasures pigmentados para dar el acabado deseado y protegerla de la oxidación que pueden producir los rayos solares.

 

En Molduras, todos los tratamientos en autoclave de tarima de madera para exterior son de clase de uso 4, ya que la madera resultante es apta para estar a la intemperie y en contacto directo con el suelo y el agua dulce. 

 

Madera termotratada

 

La madera termotratada es aquella a la que, en ausencia de oxígeno, se le aplica calor casi hasta el punto de combustión, por encima de los 200 grados. 

Gracias a esto, se modifican algunas de sus cualidades, aumentando su durabilidad y su resistencia a insectos, hongos y humedad. Además, mejora sus propiedades como aislante térmico y no es necesario utilizar productos químicos adicionales para protegerla. 

 

Por lo general, la madera termotratada se oscurece y homogeneiza su color y, aunque se puede utilizar en cualquier especie, lo habitual es aplicarlo en maderas abundantes como el pino, el abedul, el abeto, el chopo o el fresno, entre otros.

El suelo de madera para terraza es versátil, fácil de instalar y de bajo mantenimiento

 

Ventajas de apostar por la tarima de madera para exterior

 

Gran resistencia 

 

El suelo de madera para terraza soporta el calor, la humedad y los rayos solares, consiguiendo minimizar los efectos de la degradación. Además, es muy resistente al ataque de hongos e insectos. 

 

Instalación rápida y sencilla

 

La instalación, respecto a otros materiales, es más sencilla. Esto permite reducir los costes de los profesionales, lo que se traduce en un menor gasto para los habitantes de la vivienda.

 

Estética elegante 

 

La madera es uno de los materiales más utilizados en decoración porque ofrece una estética elegante y sofisticada. Además, combina a la perfección con todo tipo de estilos y mobiliario, por lo que es muy sencillo adaptarlo a las necesidades de los habitantes de la vivienda. 

 

También destaca su versatilidad y es que existe una amplia variedad de suelos de madera: diferentes acabados, colores, calidades… 

 

Calidez

 

El suelo de madera para terraza aporta calidez, logrando que el espacio sea más fresco en verano y más confortable en invierno y mejorando la comodidad de sus usuarios. 

 

Mínimo mantenimiento

 

¿Otra de las ventajas de utilizar madera para el suelo de la terraza? Apenas necesita mantenimiento. Por lo general, basta con aplicar un lasur anualmente para aumentar su vida útil. 

 

Fácil de limpiar

 

La madera para terraza se limpia y se higieniza más fácilmente que otros pavimentos de exterior. Además, es una opción muy recomendada para personas con problemas de alergia, ya que no retiene los ácaros de polvo. 

 

Como ves, escoger una tarima de madera para terraza es un acierto y en Molduras somos expertos en revestimientos de madera maciza. Nuestros productos para exterior se realizan en pino, cedro, iroko, teca o pino rojo termotratado, entre otros. 

 

Además, ofrecemos soluciones tanto para el suelo como para paredes y techo. En el caso del suelo, proporcionamos tarimas de diferentes anchos, grosores y acabados con el fin de que encuentres la opción que necesitas. El tratamiento es de clase uso 4, en autoclave y profundidad. 

 

En cuanto a los revestimientos de fachada, el tratamiento es de clase uso 3 y clase uso 4, en autoclave y profundidad y también disponemos una amplia variedad de perfiles de diferentes anchos y espesores. Por supuesto, se pueden personalizar y realizar en diversas especies de madera y acabados. 

 

¿Quieres más información o te interesa pedir un presupuesto? ¡Contáctanos! Nos encantará escucharte y asesorarte para que encuentres lo que buscas.